viernes, 21 de julio de 2017

Nuevo ejerciciox2 del reto Literup!

Bueno aquí estamos de nuevo, ya sabéis, ahora voy, ahora vengo... Estoy pasando por una época un tanto estresante y con poco tiempo libre, pero me he propuesto seguir con el reto de los 52 ejercicios de Literup ahora que me he quitado algunas cosas de encima (COMO 11kg XD... ¡Eh! Eso es personal xD... PERSONAL, PERSONAL.. PERSONALMENTE CREO QUE TE SOBRAN OTROS 3... ¡Maldita sea, estoy en ello! No me estreses xD...), pues voy a tratar de prestarle más atención al blog entre otras cosas (¿Y A MÍ?... A ti no, ya te presto demasiada atención... BLEH, TODO ES MAS IMPORTANTE QUE YO... No seas malcriada... NI SIIS MILCRIIDI~... ¬ ¬ Comportate o te aseguro que te dejo sin escribir otros 3 meses xD... ¡¡RAYOS, NO!! OK, OK, TÚ GANAS, SERÉ WENA :3... Bien...), ya que estar sin escribir lo cierto es que me hace más mal que bien, así que no prometo ser puntual escribiendo cada semana (PFFF... Calla xD), pero sí voy a procurar ir recuperando las historias del reto que tengo pendientes escribiendo los ratos que pueda, y quizá luego las suba de dos en dos, no sé, ya iré viendo. La verdad es que tengo la voluntad de seguir y escribir los 52 retos, pero por mi salud y situación me cuesta bastante ser constante, además de porque ya soy de por sí bastante incapaz de seguir ninguna rutina y mi capacidad de concentración ronda el 0% (CUANTA SINCERIDAD... Seh, es mi mayor virtud... BUENO, ESO Y LO GENIAL QUE ERE... No me hagas la pelota xD... UH, ¿NO CUELA? OK, OK, LO INTENTÉ XD...), pero estoy en ello, además tengo pendientes un par de entradas que me gustaría mucho hacer: una especie de experimento cosmético y uno sobre una frase que oí el otro día que me dio que pensar... (¿No hay bromas esta vez?... ¿POR QUIÉN ME TOMAS? ME LAS GUARDO PARA CUANDO POSTEES ESO XD... Ya me extrañaba...) Pero ya veremos si llega a buen puerto o queda en el intento...

Bueno, vamos con lo importante. Esta vez traigo dos de los ejercicios del reto, ya que llevaba mucho sin escribir y el primero se me quedó algo corto, pues me vine arriba e hice dos. Aquí la primera historia: